Antes de empezar:

Puede parecer obvio, pero antes de que selecciones el piso laminado ideal, debes tomar correctamente las medidas y calcular el área que vas a necesitar para renovar tu piso. Considera un sobrante para estar prevenidos ante cualquier error, mal corte o desperdicio accidental.

Paso 1. Asegúrate de que la primer hilera de duelas esté perfectamente alineada, ya que si no lo está, todo el piso puede quedar descuadrado y nos causará un gran dolor de cabeza, así que tómate el tiempo que necesites para asegurarte que todo es perfecto.

Paso 2: calcula cuantas piezas de duela necesitaras para hacer la primer fila, para esto divide el largo de la habitación entre la medida de cada duela. Procura que ningun tramo de piso mida menos de 25cm. Esto con el fin de garantizar el ajuste y la fijación. También calcula una contracción de aproximadamente 9mm del total de la hilera.

Paso 3: Coloca la primer fila, considerando los 9mm al principio de la fila, y otros 9mm en la duela que irá al final de la hilera.

Paso 4: Continua colocando las duelas, utilizando un martillo y un pedazo de madera que te ayudará a distribuir la fuerza de cada golpe del martillo sobre el borde que une con la otra duela. Continua cortando con una sierra circular para asegurar que siempre cortes a 90° perfectamente. Evita usar seguetas, u otras herramientas que pudieran dificultar la unión perfecta.

Paso 5: Para finalizar coloca la última hilera de duelas y fíjala con clavos para evitar que se muevan.

 

Whatsapp