Hace tiempo publicamos una lista de conceptos que hay que tener en cuenta a la hora de diseñar un espacio y que todo interiorista debe considerar para poder generar una propuesta integral. Aquí te dejamos la continuación:

4.- Presupuesto

Si una propuesta de remodelación no se adapta al bolsillo del cliente, o por lo menos está muy cerca de él, es prácticamente un hecho de que todo se quede en una idea. Si se logra concretar el proyecto, el trabajo del interiorista no termina ahí; debe de estar muy al pendiente de que ese presupuesto no se rabase con posibles situaciones que puedan elevar los costos.

5.-Calidad:

El servicio pos-venta es muy importante para un trabajo de interiorismo. Cumplir con la promesa de venta es crucial para tener un cliente satisfecho, con un diseño que le funcione, sea estético  y que cumpla sus expectativas

6.-Índice de mantenimiento

Antes de decidirnos por un material que estéticamente nos encante, es muy importante revisar el índice de mantenimiento, es decir, que tan frecuente debe someterse a limpieza o algún otra actividad necesaria para mantenerlo en buen estado. Por ejemplo, un piso de piedra porosa color claro puede verse increíble, pero ser un verdadero dolor de cabeza para mantenerlo limpio en una cocina.

 

Whatsapp